Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
43
ESTRATEGIA DE INCENTIVO A LA PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE
PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE UNIVERSITARIO CON
DIFICULTADES EN EL APRENDIZAJE CONSTRUCTIVISTA
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL
ESTUDIANTE
AUTORES: María Elena Mendoza Vélez
1
José Grismaldo Pico Mieles
2
Luís Alfredo Vera García
3
DIRECCIÓN PARA CORRESPONDENCIA: mmendoza@utm.edu.ec
Fecha de recepción: 19-07-2019
Fecha de aceptación: 23-09-2019
RESUMEN
Al docente se le ha identificado con una importante variedad de perspectivas pedagógicas, la
multiplicidad de roles asumidos desde los inicios de la escuela hasta la presente como transmisor
de conocimientos, de animador, de supervisor, de guía de procesos de aprendizaje y últimamente
como investigador educativo. Dejar uno de estos aspectos fuera no sería lo adecuado, más bien el
integrarlos en la práctica cotidiana para el servicio de la educación y proporcionar el ajuste de
ayuda pedagógica idónea que permita liderar la construcción de conocimientos compartidos y la
reflexión de cada proceso que lo abarca. El ser humano necesita de motivación e innovación
continua para que se genere mayor conocimiento y se mejore continuamente los aprendizajes.
Los avances suscitados a nivel mundial en el aspecto educativo han marcado nuevos retos para la
docencia dentro del aula. El cambio es inminente, fuera del aula hay una humanidad exigente a la
que se debe cumplir con entusiasmo, con integridad, con responsabilidad, entregándole nuevos
profesionales cada vez y cuando, portadores de conocimientos, ideas, dinamismo, compromiso
con el contexto, y sin límites para crear. Esto no viene solo, esto llega con un contingente
importantísimo de alguien que encauza, que genera recursos, que apoya a la superación de
obstáculos, de alguien que estimula de manera constante a pensar, a reflexionar, a tomar
iniciativas, a proponer. Las nuevas generaciones demandan esta particularidad de quienes ejercen
la docencia actualmente. Cada paso abre caminos, enfrenta dificultades y resuelve conflictos.
PALABRAS CLAVE: Psicopedagogía; motivación; método; modelos pedagógicos.
INCENTIVE STRATEGY FOR THE PROGRESSIVE PRODUCTION OF INTRA-
AULIC PARTICIPATION FOR THE UNIVERSITY STUDENT WITH DIFFICULTIES
IN CONSTRUCTIVE LEARNING
1
Magister. Docente de la Facultad de Filosofía, Letras y Ciencias de la Educación. Universidad Técnica de Manabí.
Ecuador.
2
Magister. Docente de la Facultad de Filosofía, Letras y Ciencias de la Educación. Universidad Técnica de Manabí.
Ecuador. E-mail: jgpico@utm.edu.ec
3
Magister. Docente de la Facultad de Filosofía, Letras y Ciencias de la Educación. Universidad Técnica de Manabí.
Ecuador. E-mail: lavera@utm.edu.ec
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
44
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial
ABSTRACT
The teacher has been identified with an important variety of pedagogical perspectives, the
multiplicity of roles assumed from the beginning of school to the present as a transmitter of
knowledge, as an animator, as a supervisor, as a guide for learning processes and, lately, as an
educational researcher . Leaving one of these aspects aside would not be appropriate, rather to
integrate them into daily practice for the service of education and provide the adjustment of
pedagogical help suitable to lead the construction of shared knowledge and reflection of each
process that covers it. The human being needs continuous motivation and innovation so that more
knowledge is generated and learning is continuously improved. The advances made worldwide in
the educational aspect have marked new challenges for teaching in the classroom. The change is
imminent, outside the classroom there is a demanding humanity that must be met with
enthusiasm, with integrity, with responsibility, giving new professionals every time and when,
carriers of knowledge, ideas, dynamism, commitment to the context, and without limits to create.
This does not come alone, this comes with a very important contingent of someone who
channels, generates resources, supports the overcoming of obstacles, of someone who constantly
encourages thinking, thinking, taking initiatives, proposing. The new generations demand this
particularity of those who currently teach. Each step opens roads, faces difficulties and resolves
conflicts.
KEYWORDS: Psychopedagogy; motivation; method; pedagogical models.
INTRODUCCIÓN
La psicopedagogía conlleva una confluencia de posturas teóricas, ideológicas, concepciones
éticas de disciplinas, entre ellas: la psicología, la pedagogía, el trabajo social, la medicina, entre
otras, las cuales centran su atención en la forma cómo aprenden y se desarrollan las personas,
cómo enfrentan los obstáculos, cómo adquieren nuevos aprendizajes y proyectan actividades para
alcanzar logros y cada vez mejores.
Según Solé (2002) la acción psicopedagógica está dirigida a la orientación en: desarrollo de auto
esquemas, pautas de crianza, educación compensatoria, prevención de conductas disruptivas,
habilidades para la vida, organización y evaluación de acciones administrativas. Lo que a criterio
de las investigadoras es muy importante porque la transmisión de conocimientos se la da y se la
recibe en cualquier contexto, en cualquier momento y de cualquier persona, por supuesto,
quedando como resultado un aprendizaje de buena o mala calidad, de acuerdo a la condición
expuesta.
La labor profesional de la psicopedagogía no solo se desarrolla en el contexto educativo, sino que
incluye según el autor ámbitos familiares, empresariales, centros de educación de adultos, centros
de formación y capacitación, asociaciones laborales, centros recreativos y medios de
comunicación.
El profesional alcanza las mismas tareas y actividades desde cualquier ámbito profesional y se
pretende delimitar con claridad el trabajo en equipo, donde se forme la complementariedad y no
todos haciendo lo mismo o aprendiendo de la misma forma.
De allí lo necesario de formar centrando a los estudiantes universitarios en aspectos como
procesos de aprendizaje escolar, relaciones entre enseñanza y aprendizaje, estrategias de
asesoramiento y trabajo grupal colaborativo, sin dejar de lado las dificultades de aprendizaje,
Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
45
procedimientos y técnicas de evaluación diagnóstica y organización de la atención educativa a la
diversidad.
De acuerdo a lo que Coll (1996) expresa acerca de la psicopedagogía, es un proceso que se dirige
a todos los individuos, ámbitos, aspectos y contextos a través del ciclo vital, con acento especial
en lo social y educativo, por su relación con el cambio y la transformación de la realidad,
caracterizados por una concepción holística, comprensiva, ecológica, crítica y reflexiva, donde la
acción es ayudar pero también medir la interrelación y propiciar la evolución social.
Aspecto de sumo valor con el que aporta a la presente investigación ya que una de las áreas de
acción que contempla este estudio es la orientación. A ésta se la define como disciplina
encaminada a la acción, en la cual se hace uso de modelos y estrategias que apoyen el proceso de
interpretación y de actuación del profesional, acorde con la realidad cambiante en la que está
circunscrito.
La orientación psicopedagógica es un proceso que apoya y acompaña en forma continua a las
personas en los diversos momentos y aspectos de su existencia, con la finalidad de potenciar la
prevención y el desarrollo humano a través de los diferentes momentos de la vida, así como la
intervención social, los que se constituyen en objetivos específicos al integrarse estas facetas en
una unidad de acción coordinada.
Por tanto, en base a estas circunstancias, la orientación puede atender preferentemente aspectos
en particular educativos, vocacionales y personales.
A la orientación psicopedagógica se le adjudica un adjetivo calificativo acorde con la faceta
concreta en que se centra; es así como se habla de orientación educativa, profesional, para la
prevención, y de procesos de enseñanza y aprendizaje, sin que una y otra sean excluyentes, sino
complementarias según lo versa Martínez (2002).
Se puede apreciar que ésta no se inclina únicamente al campo educativo, sino también al ámbito
social, porque es allí donde se desenvuelve el individuo, donde la integración toma forma en las
buenas relaciones interpersonales, por consiguiente, se debe guiar al estudiante para que pueda
defender sus pensamientos, sus opiniones, sus ideologías, sus derechos dentro de la sociedad en
la que se desenvuelven. Las investigadoras aprecian los aportes realizados.
Esta investigación, se apoya bibliográficamente con estudios de los diferentes métodos por
autores reconocidos en el ámbito educativo, tuvo su razón, al haberse realizado una encuesta a
dos paralelos de asignaturas diferentes donde la mayoría de los estudiantes son de la capital de
provincia y un restante de otros cantones y comunidades rurales pero lo importante radica en que
el 85% de los estudiantes de las zonas rurales les cuesta participar y mantienen actitudes muy
introvertidas lo que ha generado el presente trabajo.
DESARROLLO
Desde una perspectiva de desarrollo se postula que la meta de toda educación es incrementar y
activar el desarrollo del potencial de la persona, mediante acciones que contribuyan a la
estructuración de su personalidad, acrecentar capacidades, habilidades y motivaciones, a partir de
dos posiciones teóricas no divergentes pero diferenciales: el enfoque madurativo y el enfoque
cognitivo.
El primero postula la existencia de una serie de etapas sucesivas en el proceso vital de toda
persona, que van unidas a la edad cronológica, y por tanto, con fuerte dependencia del
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
46
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial
componente biológico; el segundo concede gran importancia a la experiencia y a la educación
como promotoras de desarrollo, el cual es definido como el producto de una construcción, es
decir, una consecuencia de la interacción del individuo con su entorno, que permite un progreso
organizado y jerárquico.
Según Miller (1971) un enfoque no excluye al otro, por el contrario, cuando ambos se toman en
cuenta es posible una adecuada flexibilidad teórica y por lo tanto una mediación integral.
Quien hoy es estudiante, mañana será profesional y por lo tanto, la adquisición de la
profesionalidad en los docentes se basa en varios métodos psicopedagógicos, entre los que se
destaca: (Ferrada y Flecha, 2008)
La formación educativa
La formación pedagógica con la adquisición de competencias de las ciencias humanas y
específicas.
Actualización psicopedagógicas al inicio y al finalizar cada nivel.
Experimentación didáctica de procesos educativos y programas formativos con
metodologías científicas.
La especialización profesional, basada en la adquisición de la conciencia de las estrategias
de conocimiento, de los estilos de aprendizaje y de la relación educativa; competencias y
metodologías psicopedagógicas y didácticas. Además, las estrategias adquiridas o
espontáneas y la experiencia educativa se estructuran en metodologías e instrumentos
profesionales que permiten:
Desarrollar la personalidad del estudiante.
Estimular las habilidades de aprendizaje.
Construir itinerarios didácticos personalizados.
El principio psicopedagógico que regula la actividad de la comunidad universitaria es conocer la
situación educativa por lo que es, no por lo que se quisiera que fura, de manera que se estructure
un ambiente didáctico óptimo, es decir, en base a los conocimientos que poseen, que estimule y
desarrollo las capacidades tanto del estudiante como del docente según sus exigencias y
habilidades.
Flórez (1998) manifiesta que la psicopedagogía conlleva a buscar un modelo pedagógico donde
aterricen las manifestaciones del estudiante, es decir saber cuáles son sus fortalezas y habilidades,
así mismo cuáles son sus necesidades con la finalidad de poder trabajar con él. El autor resalta
que los modelos pedagógicos en general responden al menos a las siguientes cinco preguntas:
- ¿Cuál es el ideal de la persona bien educada que pretende formar?
- ¿A través de qué o con qué estrategias metodológicas?
- ¿Con qué contenidos y experiencias educativas concretas?
- ¿A qué ritmo o nivel debe llevarse el proceso formativo?
- ¿Quién dirige el proceso formativo y en quién se centra el mismo?
Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
47
Los docentes, de cualquier manera, han venido aplicando modelos pedagógicos y han creado sus
propias estrategias para dar cumplimiento con sus propósitos educativos, desde el tradicional
hasta el modelo constructivista donde se centra en que el estudiante participe y construya la clase,
mientras que los docentes se preocupen más por lo que piensen, sientan y quieran aprender sus
estudiantes.
Según Canfux (1996) un modelo pedagógico expresa aquellas concepciones y acciones, más o
menos sistematizadas que constituyen distintas alternativas de organización del proceso de
enseñanza para hacerlo más efectivo. En esta definición aparece un elemento nuevo en la
conceptualización; la efectividad de los procesos de enseñanza.
La cual se refiere al logro de los fines educativos que una sociedad predetermina para transmitir
los valores de su cultura y para formar el ideal de persona bien educada, que se pretende formar
como prototipo de hombre o mujer.
Es importante seguir una breve secuencia de los modelos pedagógicos que apoyaron a la
educación con sus principales características, por ejemplo se tiene: El modelo pedagógico
tradicional basaba su importancia en la educación del carácter, la disciplina como medio para
educar, el predominio de la memoria, el currículum centrado en el maestro y los métodos
verbalistas de enseñanza.
Flórez (1998), de igual manera, se expresa del modelo pedagógico conductista como el resultado
de los cambios más o menos permanentes de conducta y en consecuencia el aprendizaje es
modificado por las condiciones del medio ambiente, donde la meta de un proceso educativo es el
moldeamiento meticuloso de las conductas productivas que se consideran técnicas y adecuadas,
de acuerdo a los parámetros establecidos socialmente.
Es evidente que el modelo conductista se basa en la modificación de la conducta de los
estudiantes donde un estímulo genera una respuesta, donde el docente tenía derecho a castigar al
estudiante y éstos por temor no se atrevían a participar en clases, a dar sus puntos de vista debido
a cualquier equivocación cometida, con tal autoridad que pudiera suscitar un castigo.
Mientras que el modelo cognoscitivista no centran su importancia en el resultado del proceso del
aprendizaje en términos de comportamientos logrados y demostrados, sino en los indicadores
cualitativos que permiten inferir acerca de las estructuras de conocimientos y los procesos
mentales que las generan.
Es cuando, el pedagogo busca que el estudiante adquiera los conocimientos secuencialmente de
acuerdo a la edad y a la necesidad educativa que se tenga, y no dejando de lado la conducta de los
estudiantes frente al aprendizaje de nuevos conocimientos y no basándose únicamente en la
modificación de la conducta propiamente dicha. Sanz y Corral (1999).
Después la educación fue adoptando un nuevo modelo llamado modelo pedagógico romántico,
según Flórez (2004) indica que el desarrollo se produce desde el interior, por medio de un
ambiente más flexible, en donde el educando pudiera desplegar sus cualidades y habilidades
naturales.
Aquí se logra apreciar que el docente se preocupa y se interesa por sus estudiantes y se evidencia
el amor hacia la pedagogía y hacia el logro de resultados positivos en el proceso académico a
través de explotar las potencialidades en un ambiente armónico y propicio para la enseñanza.
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
48
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial
Posteriormente aparece el constructivismo como corriente pedagógica contemporánea representa
quizá la síntesis más elaborada de la Pedagogía del siglo XX, se desprende de ese gran
movimiento cuyas implicaciones ideológicas y culturales están aún vigentes en las prácticas
educativas de hoy en día.
La enseñanza constructivista Delvan (1997) considera que el aprendizaje humano es siempre una
construcción interior, aún en el caso de que el educador una exposición magistral, ésta no
puede ser significativa si sus conceptos no encajan ni se insertan en los de sus estudiantes, más
aún cuando el propósito es precisamente facilitar y potenciar al máximo ese procesamiento
interior del alumno con miras a su desarrollo. Las condiciones necesarias para potenciarla son:
Generar insatisfacciones con los prejuicios y preconceptos que han traído, permitiendo
que los estudiantes caigan en cuenta de sus equivocaciones.
Que el nuevo concepto empiece con ser diferente y se muestre claro.
Que el nuevo concepto muestre el beneficio de la aplicación en situaciones reales.
Que el nuevo concepto genere nuevas preguntas y proponga nuevas expectativas.
Que el estudiante observe y comprenda las causas que originaron sus prejuicios y
nociones erróneas.
Crear un clima para la libre expresión del estudiante, por consiguiente no hay coacciones,
y la equivocación es permitida.
Propiciar las condiciones para que el estudiante sea partícipe en cada etapa del proceso de
enseñanza – aprendizaje.
Por lo tanto, el docente según el constructivismo es aquel profesional reflexivo, que realiza una
labor de mediación entre el conocimiento y el aprendizaje de sus estudiantes. De acuerdo a lo que
dice Díaz-Barriga (2005) un profesor constructivista debe poseer cualidades como:
Ser un mediador entre el conocimiento y el aprendizaje de sus estudiantes.
Ser un profesional reflexivo que piensa críticamente, toma decisiones y soluciona
problemas.
Promover aprendizajes significativos, que tengan sentido y sean funcionales para los
estudiantes.
Prestar la ayuda pedagógica ajustada a la diversidad de necesidades o intereses.
Respetar a sus estudiantes y sus opiniones, aunque muchas veces no esté de acuerdo con
ellas.
Establecer una buena relación interpersonal con los estudiantes basada en valores que
intenta enseñar: el respeto, la tolerancia, la empatía, la convivencia, entre otros más.
El constructivismo desde el criterio de las autoras no solo es un intento de estar con la corriente
educativa en auge o de moda como lo manifiesta Delval (1977) sino más bien, es la confluencia
de diversos enfoques que han ido madurando el cómo hacer para que los sujetos cognoscentes
sean partícipes, organizadores, autores en cada parte de la construcción del conocimiento en
procesos activos de aprendizajes.
Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
49
Así como se ha analizado el rol del docente, también hay un papel que el alumno constructivista
debe de poseer, como por ejemplo un estudiante que aprende no puede ser pasivo ante quien
enseña o ante su contexto, el conocimiento se produce gracias a la construcción por interacción
entre el que aprende y los estímulos externos con los que trata.
Por tanto, esto se va generando por el ejercicio de la investigación, por la autonomía intelectual y
moral aprehendida, por la memorización comprensiva o el significado significativo obtenido, por
la aplicabilidad que constata lo aprendido y por el ejercicio constante de los procesos de
individualización y socialización que se mantienen en el aula como la manifiesta Vallés (2000).
Mientras tanto, Vygotsky en su teoría sociocultural hace énfasis en la participación proactiva de
los estudiantes con el ambiente que les rodea, siendo el desarrollo cognoscitivo fruto de un
proceso colaborativo.
La teoría planteada no se desestima en el proceso educativo, pues se pretende al criterio de las
investigadoras que los estudiantes adquieran mejores habilidades cognoscitivas cuando
interiorizan las estructuras de pensamiento de la sociedad que les rodea y se fomenta la
pertinencia, así también cuando entre pares se apoyan en la dirección y organización de los
nuevos saberes previo a que los estudiantes los dominen, a lo que Vygotsky llama la zona de
desarrollo próximo.
La educación y su calidad difieren en mucho cuando se trabaja por grupos segmentados por edad,
por áreas del conocimiento y más aún cuando hay un currículo para cada año lectivo o nivel. Es
el caso de que el Ecuador ha venido trabajando en muchos lugares con escuelas “unidocentes”,
donde el director a más de su función como tal es también el encargado de impartir las clases a un
promedio de 60 niños en una misma aula donde se atiende desde primero a séptimo año de
educación general básica.
Es lógico entender que la diversidad de temas, las edades que fluctúan entre 6 a 12 años, y el
nivel de profundización entre los niños que acuden a aprender se complica al momento de
garantizar la mencionada calidad.
No es ni será lo mismo cuando se atiende por grupos específicos de edad, de nivel, con
condiciones apropiadas para un mejor desenvolvimiento y desarrollo de las potencialidades de
cada estudiante. Según el cuadro estadístico realizado en 50 estudiantes de Lectoescritura, 50
estudiantes de Morfosintaxis y 100 estudiantes de Proyectos Educativos arrojan los siguientes
datos:
Más de la mitad de los estudiantes han nacido en la ciudad de Portoviejo, capital de la provincia
de Manabí, quedando un grupo considerable de estudiantes que provienen de otros cantones,
principalmente de Manta, Montecristi, Rocafuerte, Paján, Santa Ana, Bolívar, Tosagua y Chone,
y un grupo no menos importante aunque el minoritario, proceden de comunidades rurales de
estos mismos cantones como son: Ríochico, Alajuela, Calderón, El Jobo, (Portoviejo); La Pila,
(Montecristi); Santa Marianita, El Aromo (Manta); Las Delicias (Rocafuerte); Colimes y
Campusano (Paján); La Unión (Santa Ana); Bachillero (Tosagua); San Antonio (Chone)
Cuál fue el interés de conocer su origen? Los autores buscan sacar la relación de la educación en
ciudades más grandes que aquella que se aplica al irse adentrando en las parroquias urbanas
marginales de las ciudades grandes y más aún en los campos o comunidades rurales. Lo que deja
ver, que a pesar de que no es la gran mayoría aquellos que viajan para estudiar en la Universidad
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
50
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial
Técnica de Manabí de la ciudad de Portoviejo, es un grupo representativo que debe ser atendido
con especial atención.
Otro aspecto que se tomó en cuenta en la encuesta fue la motivación para aprender en la escuela,
a lo que la tercera parte de los encuestados mostró como muy significativa, la mayoría de ellos
expresaron que su educación fue satisfactoria y un reducido grupo dejaron ver que para ellos fue
poco significativa.
El conocer por parte de los docentes a sus estudiantes dentro del proceso intra-áulico se fue
detectando que había muchas limitaciones en ciertos establecimientos educativos y que la
investigación por ejemplo, la tecnología no estaba al alcance de aquellos a quienes se les notaba
que tenían problemas para participar activamente en cada proceso.
Además fue interés de los autores conocer las características de las unidades educativas o
escuelas en las que habían estudiado sus primeros niveles: Lo que se explica en los siguientes
datos. Las escuelas “Completas” tienen un docente por cada salón de clases en la educación
primaria; o, por área del conocimiento en el nivel medio, resultados que salieron favorecidos ya
que la mayoría de estudiantes de las ciudades grandes habían hecho sus estudios en este tipo de
unidades educativas.
En menor rango siendo la tercera parte de los encuestados manifestaron que provenían de
Escuelas “Pluridocentes” donde hay dos o tres docentes que se hacen cargo de todos los niveles
de educación y áreas del conocimiento. Y con muy poca diferencia de más, se encontraron que
una segunda parte de los estudiantes habían hecho sus estudios en unidades educativas donde un
solo docente se hacía cargo de la educación de todos los niños de la escuela. En esta característica
no se encontró ninguna institución de nivel medio.
Los autores no solo se dieron cuenta que carecían de docentes en muchas instituciones
educativas, sino que las limitaciones eran en todos los aspectos, lo que hacía que haya una baja
calidad educacional al no contar con recursos que aportaran al desarrollo de sus educandos.
Las dos últimas preguntas se realizaron en dos contextos Cuál de los siguientes aspectos fueron
muy difíciles de vencer al llegar al colegio? Cuál de los siguientes aspectos se le hace fácil vencer
en la universidad? Se desea comparar si hay relación entre ellos y lo que se sacó para asombro es
que los estudiantes que venían de escuelas grandes, lo difícil es mantener el buen
comportamiento, qué influencia en ellos para que aparezca esta arista?
Según lo que reportaron era la inquietud, la posición económica y social de los padres, el grupo
mediano manifestaron que se les hizo difícil la participación activa en el aula, porque sentían
inseguridad de dar respuestas asertivas, y el tercer y menor grupo expresaron que lo más difícil
fue socializar con los compañeros de clases.
Este comportamiento casi se mantiene al llegar a un nivel superior, porque casi las respuestas
daban al grupo mayoritario que lo fácil de vencer fue la actitud de responsabilidad, hay cambio
en la frecuencia de las respuestas, sin embargo, el segundo grupo dice que le fue fácil socializar
con los compañeros de clases, dejando al final y como grupo minoritario la participación activa
en el proceso de aula (hablar, preguntar, crear, proponer).
Hay relación entre cada una de las respuestas efectuadas? Los autores suponen que sí, que las
condiciones en las que se crían, las oportunidades con las que cuentan, la calidad de educación
Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
51
recibida en los niveles anteriores, va a potenciar o a frenar la participación del estudiante
universitario.
Cuán importante es motivar al estudiante que se visualiza como una persona introvertida, poco
participativa, aislada, de acuerdo a lo que dice Rosenthal y Jacobson (1994) llegaron a la
conclusión de que la realización y el logro personal del estudiante en las asignaturas mejoran
bastante cuando el docente con su actitud les anticipa expectativas de éxito.
Los autores sugieren que un tipo de motivación subconsciente puede siempre potenciarse dentro
del aula y que en este terreno, la personalidad y el grado de profesionalismo del profesor juegan
un papel importantísimo. Se especula que con lo que dijo, cómo y cuándo lo dijo, con la
expresión de su rostro, sus posturas y tal vez con ese toque personal, el profesor habrá
transmitido a sus alumnos lo que esperaba con un mejor rendimiento intelectual.
Sin olvidar que cada estudiante tiene su propio ritmo al establecer el nivel de aspiración que se
emita como un reto, sin embargo el papel significativo del docente siempre será muy significativo
a la hora de plantear esta oportunidad para todos.
El presente artículo tuvo su proceso de investigación y se lo realizó con el método de recolección
de datos y el método comparativo.
Para ello se empleó una Guía de incentivo a la producción progresiva de criterios y participación
aplicado con énfasis en estudiantes universitarios con deficiente interacción que fue aplicada en
cada sesión con los estudiantes, con el fin de incentivar a la producción de pensamiento,
reflexión, análisis, creatividad y propuestas para valorar los logros a fin del período y se trabaje
como base fundamental del método constructivista que emplea la universidad.
Tabla N° 1
Fecha
(día,
mes y
año)
Apellidos y
Nombres de los
estudiantes
Producción
Individual
(PG)
(R)
(CRIT)
(COLB)
(INV)
(EXP)
(PROP)
Producción
Grupal
Pregunta
Responde
Critica
Colabora
Investiga
Expone
Propone
Forma de Producción
Activamente (A)
Medianamente (M)
Escasamente (E)
Fuente: Creación propia
Los datos obtenidos en esta investigación de un semestre de actividades los 200 estudiantes
fueron estimulados de manera constante para que participen y se les fue registrando los datos en
cada jornada, dando como resultado:
Tabla N° 2
estudiantes
Primer
parcial
Segundo
parcial
Producción
Individual
(PG)
(R)
(CRIT)
(COLB)
(INV)
(EXP)
Forma de
interacción
Activamente (A)
Medianamente (M)
Escasamente (E)
Incentivo
Sus 15 primeros puntos
los ganaron con la
producción e interacción
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
52
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial
(PROP)
70
X
(PG) (R) (EXP)
(COLAB)
(A)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
60
X
(PG) (R)
(CRIT)
(COLAB)
(M)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
49
X
(R) (EXP)
(COLAB)
(M)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
21
X
(EXP) (COLAB)
(E)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
90
X
(COLAB) (INV)
(CRIT) (PROP)
(A)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
50
X
(INV) (CRIT)
(COLAB)
(A)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
48
X
(PG) (R) (INV)
(CRIT)
(COLAB)
(A)
1 PUNTO POR CADA
CLASE 1 PUNTO
12
X
(PG) (INV)
(CRIT) (COLB)
(M)
1 PUNTO POR CADA
CLASE
Fuente: Los Autores
Para la comprensión de los datos que se presentan en la tabla se utilizó como simbología (PG)
Pregunta; (R) Responde; (CRIT) Critica; (EXP) Expone, (INV) Investiga; (PROP) Propone;
(COLAB) Colabora.
Este cuadro de manera general muestra a los 200 estudiantes del semestre septiembre 2017-
febrero 2018, el cual fue de mucha ayuda e incentivo para que los estudiantes vayan
monitoreando los logros alcanzados por ellos, además que se complementaba con el
compañerismo que se produjo por ganar todos al momento que se debía de cumplir tareas
grupales.
Se trabajó con ahínco el buen trato, la cooperación. Las preguntas y respuestas más creativas, este
proceso dio énfasis en la producción de críticas constructivas a los procesos educativos y análisis
reflexivos a la producción científica existente que les servían de material de investigación. Este
instrumento mostraba las evidencias de sus avances personales y grupales y en el afán de alcanzar
nuevas metas, el esfuerzo que demanda el conocimiento se mezclaba con el juego pedagógico.
A partir de estos resultados se recomienda metodológicamente el uso de la guía de incentivo
diarios de manera que todos los estudiantes participen en cada proceso de clase, y en virtud de la
experiencia obtenida, éste les dio la seguridad que los puntos que obtenían, serían sumados al
final de cada período, eran aquellos que procedían del proceso de investigación previa, como
trabajo autónomo individual y/o grupal, acople de tareas por consignas, preguntas, respuestas que
realizaban y, ante lo investigado del tema, la construcción de una crítica y/o propuesta.
Este trabajo intra-áulico terminaba en exposiciones grupales, debates, o conversaciones
heurísticas. Obteniendo el porcentaje final de 15 puntos por cada parcial. Lo que estimulaba
muchísimo a la organización, colaboración intra e intergrupal y a desprenderse cada vez más de
la timidez o desconfianza en sus capacidades. Este cuadro se exponía en el aula antes de cada
clase y se les iba llenando conforme sus participaciones semanales y mensuales. Lo mismo se
hizo en el segundo parcial.
Mikarimin. Revista Científica Multidisciplinaria ISSN 2528-7842
PRODUCCIÓN PROGRESIVA DE PARTICIPACIÓN INTRA-ÁULICA PARA EL ESTUDIANTE
© Centro de Investigación y Desarrollo. Universidad Regional Autónoma de Los Andes - Extensión Santo Domingo. Ecuador.
53
CONCLUSIONES
Muchos estudiantes hoy cursan estudios universitarios quienes han llegado de zonas rurales
donde las instituciones utilizaron por décadas el método tradicional conductista, las que han
venido ofreciendo una calidad educativa bastante deficiente, haciendo del estudiante memorista,
estático, no cuestionador, cualidades que lo hacían un buen estudiante. Esa generación ha ido
evolucionando con lentitud en el proceso educativo universitario y en muchos casos aún les
cuesta pensar, ser creativos y participar activamente en un proceso de clases, en tal virtud los
autores de esta investigación proponen recurrir a la motivación constante para que interioricen el
aprendizaje y se vuelva significativo. Por lo cual se establece una estrategia de incentivo a la
producción progresiva de criterios que se vayan anotando en una guía de criticidad y calidad de la
producción llevada como parte del manual diario del docente universitario con el
acompañamiento de la motivación constante al estudiante que participa en cada sesión de clases,
a fin de desarrollar en los estudiantes las capacidades de reflexión, de análisis, de criticidad, de
empoderamiento, de investigación y de aplicación del conocimiento Por tal motivo los autores
ponen en consideración, la guía de incentivo a la producción de criterios y participación aplicados
con énfasis en estudiantes universitarios con déficit de interacción mayormente encontrada en
una muestra de estudiantes contrastadas por las características y calidad educativa de las
instituciones en donde hicieron sus anteriores estudios.
REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS
Canfux, V. (1996). Tendencias pedagógicas contemporáneas. Ibagué: Corporación Universitaria de Ibagué, 1996.
p.15.
Díaz-Barriga, F. (2005). Estrategias docentes para un aprendizaje significativo, México: McGraw-Hill, 2005.
Flavell, J. (1990). La psicología evolutiva de Jean Piaget. México: Paidós, 1990.
Flórez Ochoa, R. (1994). Hacia una pedagogía del conocimiento. Santafé de Bogotá: McGraw-Hill, 1994. p. 60.
Rosenthal, R. (1994). “Interpersonal expectancy effects: a 30-year perspective”, American Psychological Society 3,
1994.
Sanz, T., Corral, R. Op. Cit. p. 120.
Valles Arandiga, A. (2000), Editorial PROMOLIBRO, ISBN: 9788479863852
María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García
54
Revista Mikarimin. Publicación cuatrimestral. Vol. 6, Año 2020, Edición Especial


Contador de visitas: Resumen | 56 | y

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Copyright (c) 2020 María Elena Mendoza Vélez, José Grismaldo Pico Mieles, Luís Alfredo Vera García

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.

Publicación bajo licencia

Grupo 2. Clasificación de Revistas Científicas de la República de Cuba.

Cátálogo 1.0 (36/36 criterios cumplidos).

Procedencia geográfica de los lectores de Revista Mikarimin

Map